Runes of Magic: Guía básica de clases

Para todos aquellos que alguna vez hayáis visto algún anuncio sobre Runes of Magic, algún amigo os haya comentado que juega y os pique la curiosidad, o simplemente queráis comenzar a jugar pero os da algo de reparo o pereza empezar… esta guía de clases os podrá ser de utilidad para decidiros finalmente.

En Runes of Magic, por el momento, contamos con dos razas: elfo y humano. Cada una de ellas tendrá acceso a una serie de clases comunes y algunas clases específicas de la raza que hayamos seleccionado (en negrita).

Por una parte, los elfos prodrán ser guerreros, exploradores, pícaros, magos, alcaides y druidas.

Por otra, los humanos podrán elegir entre las clases guerrero, explorador, pícaro, mago, sacerdote y caballero.

Veamos en qué consiste cada clase y su finalidad:

Guerrero

El guerrero es una clase bastante versátil, ya que nos ofrece dos posibilidades: podremos ejercer la labor de ‘tanque’ en un grupo, o bien dedicarnos a infligir daño físico directo a nuestros objetivos utilizando como combustible para sus habilidades la ira que generan durante el combate.

Con esta clase contaremos con una serie de habilidades orientadas a realizar daño físico ya sea con armas de una o dos manos. También podremos equiparnos con armaduras de cota del malla y escudos, por lo que podremos jugar también como tanque secundario de un grupo o raid. Contaremos con algunas habilidades llamativas como cargar contra nuestro enemigo o aumentar nuestros ataques o defensas temporalmente para responder de forma eficaz a las situaciones de peligro.

Explorador

El explorador es la clase de daño físico de largo alcance por excelencia. El explorador es un arquero/ballestero de gran destreza y poder de ataque físico indispensable en todo grupo, ya que el daño que realiza esta clase es realmente contundente y casi inigualable por las demás clases ya que se basa en consumir una serie de “puntos de foco” que irá generando de manera constante para lanzar sus habilidades. Contaremos con una amplia gama de ataques a distancia instantáneos (sin canalización), lo que nos dará una movilidad altísima sin perder ni una pizca del daño que podamos realizar en ese momento.

También el explorador, a la hora de jugar en un entorno Jugador Contra Jugador (PVP) es una clase bastante privilegiada por su elevado daño y alcance, siendo también la anticlase por excelencia del pícaro debido a su aptitud para detectar objetivos cercanos invisibles.

Pícaro

El pícaro basa su daño y el lanzamiento de sus habilidades en la energía que genera de forma constante, por lo que deberemos lanzar nuestras habilidades de manera sabia para así obtener el mejor rendimiento de la rotación que utilicemos frecuentemente. La mayor parte del daño que realicemos será daño físico, aunque dispondremos de habilidades interesantes como el sigilo para que ni enemigos ni jugadores nos detecten mientras preparamos nuestro mejor golpe.

El pícaro irá equipado con armaduras de cuero, dagas y espadas de una mano, y contará con habilidades de apoyo como sprints, pequeños saltos entre enemigos al instante, o un desvanecimiento con el que salir al momento de combate en una situación de peligro.

Mago

El mago es la principal clase hechicera de Runes of Magic . El diseño del mago es clásico, utiliza maná como combustible para lanzar sus habilidades, y podremos elegir dos tipos de modelo de mago: el mago de fuego, y el mago eléctrico (daño de aire). Es importante mencionar que dispondremos de todas las habilidades tanto de fuego como de aire, pero deberemos elegir una forma de actuar, ya que los puntos de talento no serán suficientes a nivel alto como para jugar al máximo los dos estilos.

El mago es una clase de daño mágico moderado, aunque con golpes sencillos muy potentes sobre todo si se trata de daño ígneo. Contaremos también con habilidades que nos protegerán ligeramente de daños externos y una serie de incapacitaciones de largo alcance que pondrán a los enemigos en bandeja para acabar con ellos de una forma sencilla, siendo una de las clases más sencillas de subir de nivel.

Alcaide

El alcaide es una clase bastante peculiar, ya que su función es mayormente de apoyo al grupo en el que se encuentra. Dispone de una serie de habilidades de daño físico las cuales consumen maná, y otras habilidades que drenan poder del enemigo para incrementar el nuestro temporalmente.

Por otra parte, lo que hace del alcaide una clase un tanto especial, es el hecho de que puede invocar a una mascota para que le ayude a derrotar a sus enemigos y que puede portar una amplia gama de equipamiento. Desde cota de malla como armadura hasta dagas, hachas, espadas y bastones como armamento.

Druida

El druida es una clase bastante versátil en cuanto a su utilidad, ya que puede realizar potentes sanaciones a su objetivo, daño mágico en forma de DoTs (Damage over Time) también conocido como “pegatinas” que irán dañando progresivamente a su objetivo, o bien daño mágico directo combinado con los DoTs. Contaremos además con algunas herramientas con las que controlar a un enemigo durante unos pocos segundos para que nos sirva de ayuda o bien hechizos que disiparán las maldiciones de nuestros objetivos.

Su armadura será de tela y sus armas las mismas que las de un mago, bastón y varita, aunque con la diferencia de que el druida puede llevar un escudo mientras que el mago no. Para lanzar nuestras habilidades consumiremos maná también al igual que el mago.

Sacerdote

El sacerdote es la clase sanadora por excelencia de Runes of Magic, ya que la mayor parte de sus habilidades están diseñadas para ello y su utilización es realmente sencilla sin necesidad de ningún tipo de combo para asegurarnos el éxito en nuestra tarea. También podemos infligir cierto daño mágico si lo consideramos necesario, pero nos será mucho más complicado llegar al nivel de un mago e incluso al nivel de un druida.

Contaremos sobre todo con habilidades diseñadas para curar al grupo, sanaciones directas, progresivas, mejoras de la sanación efectiva, e incluso una potente sanación grupal que curará a todo miembro del grupo que se encuentre cerca nuestro. Consumiremos maná para lanzar nuestras habilidades y podremos equiparnos con armaduras de tela, escudos y armas como bastones o varitas.

Caballero

Finalmente, el caballero es la principal clase ‘tanque’ , ya que puede equiparse con armaduras de placas, las más potentes del juego en cuanto a defensa física se trata. Pero cuidado con ilusionaros demasiado con esta clase, ya que aunque sea una de las más solicitadas en el juego y nos asegure un hueco en toda ‘party’ o ‘raid’, es también la clase más costosa de subir de nivel y su mantenimiento es bastante caro ya que nos vamos a dedicar a recibir golpes y por tanto deberemos reparar nuestra pesada armadura cada poco tiempo.

Para generar la suficiente amenanza con el caballero deberemos buscar una buena rotación de habilidades que se ajuste a nuestras necesidades. Como caballeros, podremos llevar armas tales como mazas de una o dos manos, espadas de una o dos manos e incluso hachas a una mano, aunque si lo que buscamos del caballero es obtener un buen daño físico será mejor elegir otra clase como el guerrero o el pícaro, al menos por el momento.