HOARD, el descaro de una empresa independiente

Hoard apuesta por una adictiva jugabilidad que combina varios estilos.

[starreview tpl=56]

Tenemos ante nosotros un juego que salió a la venta a principio de mes, que es sólo para descarga digital desde Steam, y que cuesta 9,99 euros. Sin embargo, lejos de empeorar este título, lo mejoran.

Hoard es un juego que en sí no tiene ninguna novedad en la jugabilidad y sus gráficos son sencillos, pero apuesta directamente por la jugabilidad aunando varios estilos e ideas con originalidad; de esa manera te encuentras un juego que, si le das una oportunidad, puede llegar a ser lo que el Plantas vs. Zombies fue al 2010: una revelación y, además, trae como añadido que puedes jugar online y picarte con los amigos.

Su parte offline consta del tutorial, que podrás jugar tanto como quieras, y de las misiones. La mecánica del juego consiste en manejar a tu dragón, que puede ser de varios colores para que no te canses de que sea siempre igual; desde el rojo al violeta, verde, azul, o al blanco…etc.  Y en donde tu cometido es acabar el tiempo de juego como el dragón con más oro, princesas, o lo que te mande la misión. Con uso del teclado para moverte y del ratón para atacar y hacer uso de los buffos de mejora, tienes que ir recolectando oro de diferentes puntos (aquí radica su adicción).

Podrás obtener oro de muy distintas formas.

El oro te lo dan las caravanas que van entre ciudades. También puedes destruir ciudades enteras, y si estás con otro dragón o un amigo en la partida, puedes optar por infundir miedo a esa ciudad en vez de arrasarla para que te mande dinero periódicamente. Hay castillos y torres  con caballeros que te atacarán si te ven, y más aún si destruyes un carruaje real con la princesa que transporta y la raptas.  Si no, puedes optar por destruir molinos.

Al raptar la princesa y llevártela a tu cueva/guarida, durante un tiempo y hasta que paguen el rescate, los caballeros irán a rescatarla y te atacarán. Si no obtienen fortuna, obtendrás el oro del rescate; pero si ellos triunfan, se llevarán el mérito y mejorarán de nivel, lo que conlleva que serán más poderosos cuando les ataques.

Pero aquí no acaba la cosa. Tienes que estar atento a tu cueva/guarida donde depositas el oro porque puede venir un ladrón para robarnos y perderíamos ese oro y unos multiplicadores que llegan hasta x3 de este mineral que vamos reuniendo. Si morimos también pasará lo mismo.

También puedes destruir/quemar elementos del mapa, árboles, arbustos…etc. Además, tu dragón puede subir de nivel dentro de las partidas. Por cuanto más oro obtengas, subirás de nivel para que así puedas mejorar la velocidad de movimiento, así como el ataque, el escudo/vida y la cantidad de oro que puede llevar nuestro dragón.

Los llamados 'buffos' te otorgarán diversas habilidades.

Esos multiplicadores son indispensable mantenerlos para que, cada vez que recojamos oro, se aumente la cantidad y así vencer. Por último están los buffos: uno te da ataque congelante, otro velocidad de movimiento, ataque de bolas de fuego, o robar oro. Este último es divertido en sí porque, una vez lo activas, puedes ir a la cueva del dragón enemigo a robarle su oro. Como véis el juego es para estar siempre ‘picado’.

El multijugador consiste en repetir las misiones offline, con amigos o invitados en el Steam, para ser mejor que ellos y luego subir tu resultado a una clasificación online.  Todo esto para ser el mejor de todos los dragones en su parte multijugador. Estos piques que tendrás con tus amigos son necesarios para pasar bastantes horas de diversión

Un juego sencillo y barato que nos ha dejado enamorados.

Como conclusión, sólo puedo decir que después de probar este juego estoy enganchado. Cierto es que no pido mucho a un título, sólo diversión y originalidad, pero es que este ‘jueguecito’ (diminutivo que pongo más por el precio ya que por jugabilidad es un juegazo), ha cautivado mi corazón y estoy esperando jugarlo más y más horas.

About the Author

Edu Lopez
Nuestro experto en League of Legends y gaming en general. Ha sido betatester y administrador de varios torneos del título de Riot Games, League of Legends.